Todas con Pilar: La PAH ocupa dos sedes de un fondo buitre contra los desahucios de vivienda pública

En las sedes de Lazora huele a buitre decenas de personas convocadas por La PAH se encierran en las sedes –sitas en Avenida del Talgo, 155 y Calle de Serrano, 30– de la inversora a la que el ayuntamiento de Madrid vendió sus pisos sociales. Piden a Lazora la condonación de la deuda de su vecina y la paralización de su desahucio previsto para el 20 de enero.

Piden también el fin de los desahucios de los cientos de inquilinos e inquilinas de IVIMA y EMVS cuyos pisos han sido vendidos a los fondos buitre Azora, Lazora y Encasa Cibeles.

Pilar es desempleada y sólo recibe 200 euros de ingresos. Lazora es una empresa que sólo tributa un 1% de sus beneficios por el negocio de comprar los pisos públicos con los que el ayuntamiento trata de cubrir sus propias deudas. IVIMA y EMVS mantienen muchos pisos vacíos mientras desahucian cada semana a decenas de personas.

Una vez más salimos a la calle a denunciar el desmantelamiento del parque público de vivienda de la Comunidad de Madrid. Esta vez afecta a nuestra compañera Pilar, vecina de Villa de Vallecas a la que le quieren echar a la calle por no poder hacer frente a un alquiler de 550 euros mensuales. A Pilar se le adjudi- có una vivienda pública de la EMVS en el año 2005. Tenía opción a compra a los 10 años pero esta opcion no llegó, pues en julio de 2010 su vivienda fue vendida a Lazora, una sociedad de inversión inmobiliaria que ya en 2010 adquirió 495 pisos de la EMVS – el de Pilar estaba entre ellos. Por eso hemos venido hoy hasta la sede de Lazora en Aravaca, y no pensamos irnos sin conseguir una interlocución válida y es-table para negociar la condonación de la deuda de Pilar y que se paralice su desahucio, previsto para el 20 de enero.

A Pilar no le dieron oportunidad de comprar su vivienda y como no tenía otra posibilidad continuó pagando su alquiler de 550 euros. Así continuó hasta hace 14 meses que con unos ingresos de 200 euros mensuales tuvo que dejar de pagar. Cuando se puso en contacto con Lazora para negociar el pago y pedir una subven- ción no la dieron ninguna opción. Ellos, una empresa dirigida exclusivamente por el ánimo de lucro, no dialogan, sólo hacen negocio.

Nuestra vecina por desgracia no es la única persona con este problema. En octubre de 2013 el IVIMA ven- dió, sin previo aviso, 2.935 viviendas al fondo buitre Azora. Entre estas 2.935 familias encontramos víctimas de violencia de género, personas con minusvalías graves, etcétera. En ese mismo mes la EMVS vendió 1.870 viviendas al fondo buitre Encasa Cibeles.

Desde hace mas de un año denunciamos lo que supone la venta de vivienda pública. No solo afecta a los adjudicatarios actuales: en la situación de crisis y precariedad actual, poder acceder a una vivienda pública en alquiler es la única opción para las y los de abajo. La inexistencia de un parque de vivienda público hará de nuevo que el Artículo 47 de la Constitución –que garantiza una vivienda digna– quede aún más sin posibilidad de cumplimiento.

Vender las viviendas a los fondos buitres con los inquilinos dentro sin respetar sus derechos como adjudica- tarios de estas viviendas es un escándalo de proporciones mayúsculas. Lo tenemos que frenar. Por eso no vamos a permitir ningún desahucio ni desalojo que se intente perpetrar por parte de fondos buitres habiendo cientos de miles de viviendas vacías, a las que vamos a recuperar para la ciudadanía.
Siempre estaremos en frente de los que pretenden especular con nuestro presente y futuro. e perpetrar por parte de fondos buitres habiendo cientos de miles de viviendas vacías, a las que vamos a recuperar para la ciudadanía.

La familia de Carmen desmiente que el ayuntamiento de Madrid ofreciera a la anciana una vivienda antes de su desahucio

lucía

La familia de Carmen, la mujer de 85 años desahuciada el viernes en Villa de Vallecas (Madrid) niega que el ayuntamiento le haya ofrecido una vivienda antes de su desahucio y rechaza que la mujer sea alojada en una residencia.

La PAH insiste en que el problema de Carmen no es aislado y reclama a las administraciones implicadas y a la SAREB una reunión para trasladar sus reivindicaciones sobre el uso de los pisos vacíos.

Tanto Ana Botella como el Ministerio de Economía siguen afirmando en los medios de comunicación que han ofrecido una solución habitacional para Carmen, la vecina de 85 años de Villa de Vallecas, desahuciada de su casa el pasado viernes. El ayuntamiento de Madrid ha afirmado en una nota de prensa que a través de servicios sociales ofreció a Carmen la posibilidad de mudarse a un piso tutelado o a una residencia antes de su desahucio. La familia desmiente que lo primero sea cierto y señala que, en una reunión el 14 de noviembre en el centro de servicios sociales de la calle Peña Veiga, la trabajadora social les reconoció que no había pisos disponibles para realojos y se limitó a ofrecerles el traslado de Carmen a una residencia de mayores.

Resultan sorprendentes estas declaraciones que interpretamos como una respuesta al eco de un caso mediático más que como intención de las instituciones de resolver los problemas de Carmen, su familia y los miles de casos iguales en todo el Estado. Como viene siendo habitual el Ayuntamiento, ante los desahucios que suceden diariamente en la ciudad de Madrid, no ofrece ningún tipo de respuesta e ignora este grave problema reiteradamente. Resulta aún más sorprendente esta actitud del consistorio de Ana Botella cuando es sabido que está liquidando la poca vivienda pública que tenía disponible la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo (EMVS). Una disparidad entre la realidad y la propaganda tristemente común: hoy hemos sabido que el ministerio de Economía, que también ha afirmado que entregará una vivienda a nuestra vecina Carmen, ha otorgado tan solo 400 de las 6.000 viviendas que preveía en el Fondo Social de Vivienda creado para familias de especial vulnerabilidad.

La realidad a la que nos enfrentamos en el día a día es que ambas administraciones están siendo incapaces de hacer frente al drama de los desahucios. A día de hoy no existe ninguna medida preventiva que trate de evitar los desahucios, un primer paso para remediar esta situación de emergencia habitacional y garantizar la protección de los derechos humanos.

Consideramos que en lugar de vender medidas falsas, insuficientes e inútiles a la prensa, el Ministerio de Economía como el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid deban responder a la solicitud de la PAH de reunirse con ellos  para establecer medidas reales para llegar al objetivo de paralización de los desahucios y gestión de los realojos de las personas desahuciadas o con necesidades habitacionales en los miles de pisos vacíos existentes.

La SAREB, dependiente del Ministerio de Economía, posee actualmente 70.000 viviendas vacías, una cifra considerable entre el total de más de 800.000 pisos vacíos de los bancos rescatados con dinero público. La PAH exige que estos pisos vacíos sean puestos inmediatamente en alquiler social para aquellas personas que lo necesiten. Nueve de estos bloques de SAREB han sido recuperados por la PAH en Catalunya, Madrid y Valencia, dentro de su campaña Obra Social de la PAH. Hasta ahora el banco malo, una entidad pública, junto al ministerio de Economía tan solo han hecho oídos sordos a las repetidas tomas de contacto de La PAH para buscar soluciones a la emergencia habitacional.

Hoy amanecemos abrazados a Carmen

El drama de los desahucios no se ha frenado desde que comenzó la crisis. Cada semestre, cada año los datos de los juzgados, del Banco de España o del Instituto Nacional de Estadística nos sorprenden con cifras escalofriantes, cerca de 480.000 familias se han quedado sin casa desde 2008. Detrás de estas cifras están nuestros vecinos y vecinas, amigos y familiares, está una sociedad entera que tiene nombres y apellidos, que tienen vidas que quedan rotas en cada lanzamiento.

A pesar de que existe un enorme consenso social sobre lo injusto que son estos desahucios, incluso consenso legal en diversos tribunales europeos de que el sistema hipotecario español es una trampa para las personas hipotecadas, nuestros gobernantes siguen mirando para otro lado.

De nuevo, un derecho básico como el de la vivienda, reconocido en el artículo 47 de la Constitución, es desatendido y vulnerado por los poderes públicos. Nuestra vecina Carmen de 85 años, desahuciada el pasado 21 de noviembre de la vivienda donde residía desde hacía 50 años ha vuelto a poner alma, cara y ojos a la tragedia que significa cada desahucio. Hace dos semanas fue Luis, de 8 años de edad el que se quedó sin casa, ayer fue Carmen y en pocos días días podría ser Luis de 45.

Pero nadie está solo. Ya somos una mayoría quienes apostamos porque se ponga fin a los desahucios, se condonen las deudas hipotecarias y se garantice efectivamente el derecho a una vivienda digna. La pasividad institucional y su complicidad con los poderes financieros es respondida por una ciudadanía que defiende y construye sus derechos.

Hoy 22 de noviembre, al día siguiente del desahucio de Carmen han llegado miles de muestras de apoyo, entre ellas la muestra de cariño de las peñas, la plantilla y el cuerpo técnico del Rayo Vallecano, el club de fútbol de primera de nuestro barrio. Vecinos y profesionales del deporte que han decidido ofrecerle a Carmen el alquiler de una casa nueva para que pueda seguir viviendo en su barrio.

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Vallekas recibe con alegría que cada día más y más vecinas y vecinos de nuestro distrito organizan su solidaridad, reclaman sus derechos y se organizan para que situaciones como las de Carmen queden desterradas. Junto a esta solidaridad, seguimos exigiendo a los responsables, en este caso a la administración pública, la junta del distrito de Puente de Vallecas y el Ayuntamiento de Madrid que ofrezcan una solución habitacional de forma urgente para esta vecina, no apariciones como en este caso de Ana Botella siempre tarde, mal y nunca. Queremos, además, que se garantice un parque público de viviendas que pueda atender ésta y tantas otras situaciones similares que vivimos cada día. Las viviendas vacías en manos de los bancos rescatados con dinero público pueden ser devueltas a la ciudadanía.

A pesar de su crueldad, hoy amanecemos abrazados a Carmen, porque juntos y juntas somos más fuertes. Somos imPAHrables.

Sí se puede
Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Vallekas
Rescatando derechos, recuperando espacios.

Carmen somos todas

La mañana del viernes 21 de noviembre, estaba programado el lanzamiento de Carmen, mujer de 85 años y vecina del madrileño barrio de Vallekas. El proceso se culminaba por una deuda de algo más de setenta mil euros. Esta deuda pertenecía al hijo de Carmen y fue adquirida a través de un prestamista que le ofreció el crédito.

El pasado mes de octubre ya se consiguió parar el primer intento de desahucio. Más de cien vecinas de todo Madrid nos concentramos ante el portal de Carmen para evitar que la anciana tuviera que abandonar a la fuerza la vivienda donde había vivido más de cincuenta años. Pero esta vez ha sido diferente, el reloj acababa de marcar las siete de la mañana y los antidisturbios de la policía nacional ya habían acordonado la calle Sierra de Palomeras para que nadie pudiera acceder a ella.
A partir de aquí se ha ejecutado el lanzamiento y Carmen se ha quedado sin su casa. Además, ante la solidaridad mostrada por las personas concentradas en la zona la orden de desahucio ha sido acompañada por la orden de cargar contra los allí presentes que la Delegación del Gobierno ha dictado. El resultado ha sido varias personas contusionadas y la detención de un compañero que además de ser detenido ha sido golpeado hasta producirle numerosas contusiones y daños físicos.

Mientras más de 26.500 familias perdieron su casa en el primer semestre de 2014 las políticas del Partido Popular siguen negando el derecho básico a una vivienda digna. El resultado es que cada vez más personas se ven en la calle y cada vez se trata con mayor dureza las protestas por la falta de alternativas en el derecho a tener una vivienda.

El mercado de la vivienda en España sólo mira hacia los intereses de los poderes financieros y los últimos 35 años de políticas de vivienda lo atestiguan. Los poderes políticos no han hecho sino rendir pleitesía a los mercados financieros y nuestro derecho a la vivienda ha sido su mayor ofrenda. Ahora mismo son miles de familias buscan una alternativa digna para poder vivir mientras que 240.000 casas permanecen vacías.

Ante todo ello sólo la desobediencia, la organización, el apoyo  y la solidaridad pueden hacer posible que la gente no sea expulsada de sus casas, que la vivienda digna sea un derecho efectivo y que los mercados financieros no nos roben nuestras vidas.

Cada mañana que sale una comitiva judicial hacia un desahucio, cada policía que pongan para ejecutar un lanzamiento y cada político que dicte las leyes para que todo esto suceda nos tendrá delante. Ciudadanos y ciudadanas que, a pesar de los golpes, ya no tienen miedo.

Carmen somos todas.

Rescatando derechos, recuperando espacios.

Afectados por Bankia reparten #TarjetasBlackParaTodas a la espera de negociar alquileres sociales

blesa

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Vallekas junto a otros colectivos de vivienda de la Madrid hemos acudido hoy jueves 9 de octubre a la central de Bankia sita en la madrileña plaza de Celenque. Hemos llegado a la sede central de Bankia repartiendo tarjetas black de cuenta abierta para pagar los gastos que hoy en día implica el acceso efectivo a una vivienda digna. 
¿Nuestra demanda? Exigimos negociación colectiva de alquileres sociales con Bankia.
Somos cuatro familias hipotecadas de distintos barrios de Madrid y cuatro familias del edificio recuperado para la Obra Social de La PAH en Callejo 13, Vallekas. Ocho familias que vivimos distintas situaciones pero con un problema en común, la vivienda. Bankia nos marea de forma continuada enviándonos de un departamento a otro y sin aportar solución a las ocho familias que hemos venido hoy aquí. Tal es la situación que Bankia nos ha enseñado a tratar con ellos de forma opaca y nada transparente. Nuestra demanda es la misma una y otra vez, queremos una mesa de negociación colectiva de los alquileres sociales con los dirigentes del departamento de recuperaciones de Bankia.
Recién salido a la luz el caso de las tarjetas black, de libre consumo personal, expedidas a 86 figuras de política institucional de Madrid, denunciamos una vez mas la corrupción de esta entidad bancaria. La extensión de esta queda demostrada con la lista de los titulares de las tarjetas, entre ellos personas de las principales instituciones, organismos, partidos y sindicatos madrileños . Mientras Blesa derrochaba la nada despreciable cantidad de diez mil euros en vino, muchas familias se han visto abocadas a perder sus viviendas o sus ahorros con las preferentes gracias al desfalco provocado por aquellas personas envueltas en los chanchullos de la entidad. 
Todas somos víctimas de Bankia y todas tendremos que pagar sus excesos, de una forma u otra, pero conseguiremos que la entidad se haga cargo de garantizar una vivienda digna con alquiler social de la medida de los ingresos de las familias, vamos a por #TarjetasBlackParaTodas.
Rescatando derechos, recuperando espacios.

De nuevo contra los fondos buitre

El próximo lunes 22 de septiembre la Plataforma de afectados por la hipoteca de Vallekas se enfrenta nuevamente junto a Mercedes, una vecina del barrio, a los fondos buitre . Madre soltera a cargo de una menor de tres años podría ser desahuciada por Encasa Cibeles S.L. (Goldman Sachs) pero no lo consentiremos, protegeremos a nuestra vecina de quiénes hacen del derecho a la vivienda su negocio. Ya intentaron desahuciarla una vez, pero conseguimos pararlo, y ahora ni Goldman Sachs ni el juzgado desean hacerlo.

 

La vivienda de Mercedes fue vendida, junto a otras tres mil viviendas más, por la Comunidad de Madrid a Encasa Cibeles S.L., conocida por ser una filial de Goldman Sachs, la cual incrementó notablemente el precio del alquiler a más de 500 euros mensuales. Mercedes únicamente percibe la Renta mínima de inserción por lo que hacer frente al alquiler y a los gastos mínimos para una vida digna es algo más que complicado, es imposible. Ha intentado en repetidas ocasiones llegar a un acuerdo para regularizar su situación, recordemos que es una vivienda es de protección oficial, pero solamente ha recibido respuestas negativas por parte de la empresa.

 

Ya denunciamos el pasado mes de abril, tras la fuerte represión recibida por parte de la policía en el desahucio de Verónica en Parla, la vertiginosa velocidad en la venta del parque público de viviendas a empresas como Encasa Cibeles S.L. y la indefensión de las inquilinas de estas viviendas por parte de la Comunidad de Madrid quien se ha desentendido de esta situación. Volvemos a denunciar esta situación y anunciamos que protegeremos a nuestras vecinas ante este atropello.

 

Invitamos a todas las vecinas de Madrid a que vengan a Vallekas, Gran vía del sureste 61 a las 8am, el próximo lunes 22 de septiembre a proteger a su vecina de Goldman Sachs. En PAH Vallekas nos hemos organizado para pasar allí la noche ya que vemos muy complicado parar este desahucio, ya lo paramos una vez pero el juzgado y Encasa Cibeles S.L. se niega a pararlo y a facilitar una solución a Mercedes y a su hija. También estáis invitadas a pasar allí la noche con nosotras.

 

Rescatando derechos.
Recuperando espacios.
PAH Vallekas.

 

PAH Vallekas recupera una vivienda de la SAREB

El pasado día 19 de Agosto PAH Vallekas ha recuperado otra vivienda dentro de la campaña de la  Obra social de la PAH. En la vivienda, propiedad de la SAREB, ya se han instalado Vera, Valentin y sus cuatro hijas menores de edad. Esta familia iba a ser desahuciada de su anterior vivienda, por no poder pagar el alquiler, sin tener ninguna otra alternativa habitacional. 

 

Exigimos a la  SAREB, entidad constituida con el aval de Estado, un alquiler social para esta familia. La SAREB (Sociedad de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria) o Banco Malo es la manera en que el Gobierno pretende mantener la burbuja inmobiliaria, que tan buenos beneficios les ha dado a los bancos, pero esta vez pagándola con dinero público. La SAREB también ha asumido muchos de los créditos que tenía la banca y que eran impagables. De nuevo entre todos asumimos las pérdidas. Tampoco la compra de esos créditos persigue ser una vía para dar una segunda oportunidad a las muchas personas afectadas por a hipoteca. Esos créditos, al igual que las casas, serán empaquetados y vendidos a fondos de inversión extranjeros y los deudores seguirán condenados a la muerte civil. Como claro ejemplo, en la propia vivienda recuperada vivía otra familia que según nos cuentan los vecinos también ha sido desahuciada por no poder hacer frente a los pagos.
El pasado mes de julio la PAH Vallekas organizó un debate sobre vivienda donde Carlos Sánchez Mato, miembro de ATTAC España y de la Auditoria Ciudadana de la deuda, nos explicó qué es La SAREB.

 

La campaña de Obra Social de la PAH pide que el patrimonio inmobiliario sin uso de estas entidades sea destinado al alquiler social a bajo precio. Además mantenemos nuestra petición a la SAREB para que retire la denuncia penal que ha puesto sobre los ocupantes del edificio recuperado en la calle Sierra de Llerena. La entidad ha mandado a una trabajadora social para informarse sobre la situación de este edificio y sus ocupantes pero no retira la denuncia, ni accede a negociar un alquiler justo para las familias. 
 
Con esta vivienda, PAH Vallekas suma 29 viviendas recuperadas de la banca para familias que han dado un paso para cambiar esta situación injusta y exigir lo que legítimamente les pertenece, una vivienda y una vida digna.
A nivel estatal la Obra  Social de la PAH suma más de 30 edificios recuperados, en el que viven más de 1.200 personas.

 

Queremos denunciar además la fuerte especulación y gentrificación que se lleva a cabo en otros barrios de Madrid. Arganzuela, con el desalojo del CSO La traba y su posterior derribo, es un buen ejemplo de ello ya que en lo que hoy es un solar lleno de escombros mañana se convertirá, a manos de la constructora Aiser, en un edificio de nueva vivienda.

Vera, Valentín y su familia, además de todo nuestro apoyo, tambien necesitan muebles para poder acondicionar su vivienda. ¿Te sobran o sabes dónde conseguirlos? Ponte en contacto con nosotras. 😀

No cerramos por vacaciones.
IMG-20140820-WA0000 (1) IMG-20140820-WA0001 IMG-20140820-WA0000 IMG-20140820-WA0002 IMG-20140820-WA0004

Bloqueamos una sucursal de Bankia en San Diego 92

photo_2014-07-25_11-49-19

Hoy la Pataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de Vallekas hemos bloqueado de forma pacífica la sucursal de Bankia, en San Diego 92, para pedir alquileres sociales para las 4 familias que viven en un bloque propiedad de esta entidad en la calle Callejo número 13. El bloque fue recuperado, junto con otro bloque propiedad del Banco Sabadell, el 7 de abril de 2014 parte de la campaña Obra Social de recuperación de viviendas vacías en manos de la banca. 

 

Hemos mantenido ocupada a la plantilla de esta sucursal mediante el método del céntimo solidario, una forma de acción pacífica que ya ha sido usada contra Bankia –y otras entidades– en protestas del movimiento por la vivienda. Formamos colas para ingresar un céntimo, pero no a Bankia –a esta ya le hemos ingresado, entre toda la ciudadanía, más de 23.000 millones de euros en ayudas públicas: casi lo mismo que el gasto anual en prestaciones por desempleo– sino a entidades sociales como Oxfam o Médicos Sin Fronteras. La cola resultante hace que no les quede más remedio que escucharnos, porque aparentemente las llamadas y cartas que hemos enviado hasta ahora no han funcionado. ¡Se lo hemos dicho hasta con una chirigota! 

 

Los números están de nuestro lado: Bankia no puede mantener miles de viviendas vacías al mismo tiempo que ha sido rescatada. Un simple cálculo: si el valor actual de Bankia es de 9.700 millones y se le han inyectado algo más de 23.000, los 13.000 restantes podemos afirmar que ya han sido perdidosLa campaña de Obra SOcial de la PAH pide que el patrimonio inmobiliario sin uso de estas entidades sea destinado al alquiler social a bajo precio.  Recientemente una serie de encierros protagonizados por PAH Barcelona han arrancado procesos de negociación de alquileres sociales, y PAH Vallekas  pensamos en acciones similares si la entidad persiste en ignorarnos. 

 

La campaña Obra Social La PAH se inició hace dos años ante la situación de emergencia habitacional que sufrimos miles de personas en todo el país. La PAH decidió apostar por esta campaña tras la negativa del Gobierno del PP a escuchar el millón y medio de firmas que apoyaron nuestra Iniciativa Legislativa Popular (ILP) por el derecho a la vivienda. Ante la falta de una respuesta institucional a la altura del problema, decidimos  ser nosotras mismas las que recuperaran esas viviendas vacías para hacer frente a los casos más urgentes que llegan todas las semanas a nuestras asambleas: gente desahuciada por no poder pagar la hipoteca o el alquiler, gente que ha luchado y conseguido la dación en pago pero se ve igualmente en la calle o viviendo hacinada en casa de familiares: 1.200 personas en situaciones como esta se han organizado en la PAH y ya tienen techo gracias a la Obra Social. 

 

PAH Vallekas participamos en OBRa Social Madrid, la campaña de recuperación de bloques que en nuestros barrios impulsan distintas asambleas de vivienda del 15M y otras PAH’s. Solo en la Comunidad de Madrid, son siete los bloques recuperados dentro de la campaña. Tres de ellos están en el distrito de Puente de Vallecas: Sierra de Llerena,24; Argente, 8 y Callejo, 13. Hasta ahora, tan sólo Bankia se ha negado a establecer alhgún tipo de interlocución con PAH Vallekas: tanto Ssaerb (Sierra de Llerena,24) como Banco Sabadell están ya en contacto con nosotras, si bien de momento no se ha concretado ninguna solución para estos bloques y de hecho uno de los habitantes de Sierra de Llerena, 24 ha sido denunciado por lo penal por delito de usurpación.  

 

Bankia marea a las familias de un bloque recuperado por la PAH de Vallekas

Las 4 familias piden una reunión con representantes cualificados de la entidad para negociar el alquiler social de los pisos que ocupan en el distrito madrileño de Puente de Vallekas. Banco Sabadell ya ha iniciado un proceso de negociación para otro de los bloques ocupados por la PAH de Vallekas en este distrito.

La situación de las familias de Callejo, 13 se complica dado que el bloque está sujeto a un procedimiento de ejecución hipotecaria contra la anterior propietaria, una inmobiliaria quebrada. Existe el riesgo de que la policía ejecute el desahucio contra los actuales ocupantes del edificio sin que ni siquiera hayan sido denunciados por Bankia.

La PAH y grupos stop desahucios han recuperado una treintena de edificios que los bancos mantienen vacíos en todo el Estado español. En ellos han realojado a cerca de 1.200 personas en demanda de alquileres sociales.

Cuatro familias sin acceso a vivienda digna están sufriendo un auténtico juego de la oca desde que entraron a vivir en un edificio que Bankia mantenía vacío en el distrito madrileño de Puente de Vallecas. Desde el 7 de abril, fecha en que la PAH del distrito madrileño de Vallecas anunció la recuperación de tres bloques, las cuatro familias que viven en el edificio de la calle Callejo, 13 han conseguido rehabilitarlo para llevar en él una vida digna. Mientras, la entidad les manda de oficina en oficina ante sus peticiones de una negociación para el alquiler social de estas viviendas y no da garantías de que las familias no serán desalojadas antes del juicio, una posibilidad abierta dado que el bloque está sujeto a un procedimiento de ejecución hipotecaria que pesa sobre la anterior propietaria, una inmobiliaria quebrada.

Con mucha paciencia y empleando mucho tiempo, las familias han dado con el departamento que la entidad rescatada ha designado para gestionar los miles de viviendas que ha ido absorbiendo, procedentes tanto de los desahucios de hogares hipotecados como de promociones enteras de inmobiliarias y constructoras quebradas. Ese departamento se encuentra actualmente externalizado en la Plataforma Promontoria, encargada del área que la entidad llamaba Activos Adjudicados. Las familias quieren reunirse ya con representantes cualificados y con capacidad de decisión de Bankia -o designados por Bankia- para llegar a un acuerdo de alquiler social. Para ello han entregado un escrito con las solicitudes en las sedes de la entidad en Plaza de Castilla, plaza de Celenque y Avenida de Entrevías, 66, la más cercana al bloque.

Rescatando derechos, recuperando espacios. Enseñamos nuestra nueva imagen

Mucho hemos crecido en los últimos meses, no paramos. Asambleas cada vez más grandes, más completas, más complejas y en definitiva, más comunidad. Problemas con hipotecas, alquileres, recuperaciones o vivienda social es con lo que nos encontramos cada asamblea y cada día en el teléfono de contacto. Creemos que es hora de tener imagen propia y evolucionar tal y como lo hace nuestra asamblea. Somos una comunidad de vecinas que luchan y que en las próximas semanas darán de qué hablar: Rescatando derechos. Recuperandos espacios.

Os presentamos nuestra nueva imagen:
redondo abajo