Llerena no se toca: no al desalojo del primer bloque de Obra Social PAH en Vallekas

La PAH exige alquileres sociales para 14 familias a la entidad avalada con fondos públicos
La SAREB quiere desalojar a 14 familias que viven en uno de sus bloques en Vallekas. El “banco malo” que asumió los activos tóxicos de los bancos españoles tras la burbuja y la crisis, ha avalado así con dinero público los errores y abusos de la banca. Ahora pretende dejar en la calle a cinco menores, tres enfermos crónicos y un hombre de 70 años.

 

Obra Social PAH Llerena
El edificio de la calle Llerena, en el casco antiguo de Puente de Vallekas, nunca llegó a ser habitado desde su construcción. Todo el bloque estaba vacío cuando las familias entraron a vivir allí. La mayoría de familias de la Obra Social PAH han vivido ya la realidad de los desahucios, algunas incluso más de una vez. En paro o en situación de precariedad, ante la imposibilidad de acceder a una vivienda del mercado y sin alternativa a día de hoy por las administraciones públicas, su única posibilidad es entrar en viviendas. 
La Obra Social PAH recupera edificios como el de Llerena: bloques enteros que han pasado de mano en mano, de fondo en fondo, financiando la burbuja inmobiliaria con dinero público. Además de dar una alternativa a estas familias ponemos sobre el mapa el fraude bancario que nos ha costado miles de millones de dinero público. 
Las familias de Llerena no quieren caridad. No quieren viviendas gratis como dicen algunos. Las familias de Lllerena, como todas las de Obra Social PAH, quieren pagar un alquiler social y han intentado regularizar su situación sin respuesta por parte de SAREB. 
Cuatro años después de la recuperación del bloque, la  Sareb ha presentado una demanda civil basada en que el bloque no tiene condiciones de habitabilidad. Aseguran que el edificio presenta “errores de construcción”, aunque según el informe no hay riesgo alguno para la seguridad. La Sareb dice que les echa a la calle por su bien. Pero las familias tienen claro que la vivienda es un derecho. Y que la Sareb es una entidad pública que debe tener un compromiso social con la ciudadanía, que ya ha pagado de sobra por este edificio y otros tantos.

 

¿A quién pertenece el edificio de la calle Llerena?
Tras la quiebra de la constructora Alcalá 70 el bloque pasa a manos del Banco de Valencia, que había sido intervenido en noviembre de 2011 por el Banco de España (1.000 millones de capital + otros 2.000 millones en créditos). En febrero de 2012 el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), es decir, el gobierno, mete otros 1.000 millones y en noviembre otros 4.500. Además, el FROB traspasa todo esto (y sus 8.500 millones en rescate público) a La Caixa por el precio simbólico de un euro. A pesar de tener aseguradas el 72% de las posibles pérdidas contraídas por la gestión de los activos tóxicos (pisos y créditos) heredados del Banco de Valencia, La Caixa traspasa la titularidad del bloque a Sareb, el banco malo. Pero quien toma las decisiones y quien gestiona realmente el bloque sigue siendo La Caixa a través de su inmobiliaria Servihabitat.
Las familias han intentado negociar alquileres sociales con Sareb/Servihabitat/La Caixa y han entregado la documentación pertinente a la empresa mediadora señalada por la propiedad, “Diagonal Company”. La PAH ha tratado de regularizar el suministro de agua (incluso pagando las obras de la acometida), algo a lo que el Canal de Isabel II se niega porque no hay cédula de habitabilidad; el Ayuntamiento de Madrid, a través de la Junta de Distrito, tampoco ha conseguido, a pesar de su compromiso electoral, garantizar el suministro de agua de estas familias.

 

¿Qué exige la PAH?
PAH Vallekas y las familias exigimos una negociación con la Sareb, propietario oficial y entidad pública, para resolver la situación sin que las familias sean desalojadas sin alternativa habitacional. Exigimos también que las administraciones públicas se impliquen en este proceso: el Ayuntamiento, el gobierno regional y el ministerio de economía, como último responsable de la Sareb. Los bancos han sido rescatados con miles de millones de todos los ciudadanos y los ciudadanos son echados a la calle porque falta una cédula de habitabilidad. Es inaceptable.
Pedimos el apoyo de toda la sociedad, de todos los madrileños y madrileñas, de todos los colectivos y asociaciones para:
1) Detener el proceso de desalojo de las familias del bloque de la C/ Llerena (Vallekas)
2) Conseguir que la Sareb negocie alquileres sociales para todos los bloques y pisos recuperados por familias que no pueden acceder de otra manera a una vivienda, un derecho constitucional que la Sareb como entidad pública debe contribuir a hacer efectivo. 
Mientras tanto seguiremos rescatando derechos, recuperando espacios para las famlias y para las vecinas que han visto degradados sus vecindarios por la especulación inmobiliaria. SÍ SE PUEDE.

 

Manda tu apoyo a pahvallekas@gmail.com
 
¡Sí se puede!
¡Ni una casa vacía! 



¡Derecho a techo!

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *